La Noticia de Perfil™ •

Garantías para un naiclú



© by Paulovich



La Paz - Bolivia, Miércoles, 14 de abril de 2010

Como informó la prensa, en días pasados vecinos de un barrio de la ciudad de El Alto atacaron algunos locales donde se expendían bebidas alcohólicas, rociaron con ellas los muebles y estantería, y los quemaron en nombre de la moral y las buenas costumbres, anunciando que proseguirán con esa campaña.

Al producirse tales hechos fui convocado con carácter de urgencia por mis amigos yatiris Calimán y Titirico en los amplios salones del Naiclú Malena y a la cual llegué en mi motocicleta Hardley Davidson hábilmente conducida por mi comadre Macacha, quien me cargó a su espalda envuelto en su aguayo para que no me derramara en el camino.

La sesión se inició con un discurso del yatiri Titirico, quien describió los hechos acaecidos lamentando el desperdicio de las bebidas alcohólicas que habrían podido ser donadas a unidades hospitalarias para la desinfección de heridas. En frase medular, Titirico dijo copiando a un hombre célebre: “Cuando la multitud ejerce autoridad es más peligrosa que cualquier tirano”.

Un cliente del naiclú Malena de apellido Vargas señaló la necesidad de solicitar garantías al nuevo alcalde de la ciudad de El Alto, Édgar Patana, y al gobernador del Departamento de La Paz, el señor Cocarico, quienes asumirán sus cargos el mes de mayo, para el funcionamiento normal del Malena porque el populacho alteño podría confundir al naiclú con un cabaret cualquiera desconociendo su función cultural y de sano esparcimiento donde se reúnen altas autoridades alteñas, periodistas de diferentes tendencias y señoritas que practican el estriptis no con objetivos libidinosos sino para demostrar que unas pobres alteñas, gordas y flacas, pueden sobrevivir a los 4.000 metros de altura bailando calatas y semicalatas al ritmo de músicas tropicales. Concluyó sus palabras pidiendo un voto de aplauso para las pobres chicas del elenco estable.

El yatiri Calimán dijo a los asistentes que en uno de los salones del Malena funciona desde hace un año la Academia de Tangos Carlos Gardel, dirigida por el señor Paulino Huanca, y tuve que ponerme de pie y agradecer esa mención. Dijo Calimán que se habilitará otro espacio del Malena para conferencias culturales y científicas y que se invitará al canciller David Choquehuanca para inaugurarla con una clase magistral sobre “El sexo de las piedras”.

Otro cliente del Malena propuso que en mérito al pluralismo alteño se nominará a una de las salas culturales con el apelativo de “Soledad Chapetón”, la insigne concejal que acaba de triunfar en las últimas elecciones representando a Unidad Nacional, moción que fue aprobada por aclamación.

Se designó al yatiri Titirico como el principal gestor de Garantías para el Naiclú Malena, trámite que debe llevar a cabo ante su pariente el prefecto Cocarico y también ante su pariente Patana, que es íntimo del presidente Evo, quien le facilitará fondos para El Alto porque Patana no es separatista. La sesión concluyó con un dinner party al estilo alteño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.
 
___________________________________________________________________
Copyright © 2006 – 2011 by Alfonso Prudencio Claure