La Noticia de Perfil™ •

Los sueños del señor Humala


ALFONSO PRUDENCIO CLAURE Paulovich
© LOS TIEMPOS / Cochabamba, Bolivia
Clic para agrandar
© by Paulovich



La Paz - Bolivia, sábado, 25 de junio de 2011

Quedé gratamente sorprendido al leer en los periódicos que el presidente electo del Perú, señor Ollanta Humala, sueña con revivir la Confederación Perú Boliviana luego de almorzar con su antiguo amigo, el presidente Evo Morales. Seguramente, intelectuales de ambos países se pronunciarán sobre esa posibilidad histórica.

Yo preferí conversar con mi amigo el yatiri Huayruru, quien me aseguró que sabe interpretar los sueños, conocimiento adquirido en la feria 16 de Julio, donde abundan los pajpacus sabios parlantes que nos venden desde jabones perfumados para atraer amores hasta culebras que te curan del mal de ojo.

Cuenta Huayruru que allí adquirió un libro sobre “Interpretaciones de los Sueños”, escrito por un curandero chumeño, cuya lectura lo llevó al prestigio cuasi universal, andino y amazónico. Puse ante sus ojos los periódicos en cuya primera plana figura el sueño revelado por el presidente electo del Perú, el señor Humala, quien visitó Bolivia por algunas horas, almorzando en un hotel céntrico de La Paz con su viejo cuate Evo Morales.

El yatiri Huayruru me preguntó si yo conocía el menú que le había ofrecido Evo a su ilustre visitante Ollanta, dato que yo desconocía, pero lo inventé siguiéndole la corriente al parlanchín yatiri.

Con seriedad y cerrando los ojos, le dije al brujo andino que le ofrecieron a Ollanta un pisco sour muy bien preparado, que el ilustre peruano sorbió con placer, aunque mis informantes me dijeron que Evo no probó tan exquisito coktail de origen peruano que también lo bebemos los bolivianos, aunque los chilenos fueron más pícaros e inscribieron al pisco como bebida chilena en los registros comerciales del mundo.

Después del pisco sour, que es un coctelito de limón vulgar y corriente, aunque guarda algunos secretos su hábil preparación, le invitaron al señor Humala papas a la Huancaína y luego unos deliciosos anticuchos preparados por una cholita.

Huayruru meditó unos instantes y dijo en tono magistral: “Después de tal almuerzo, el señor Humala no pudo otra cosa que cerrar los ojos instantáneamente y soñar con ser el Presidente y Protector de la nueva Confederación Perú–Boliviana, como lo había sido en el siglo XIX el ilustre mariscal Andrés de Santa Cruz y Calahumana. La interpretación del yatiri Huayruru me pareció correcta y fue él mismo quien se encargó de enseñarme que los sueños sueños son, como nos enseñó hace varios siglos el poeta español Calderón de la Barca.

El yatiri también me dijo que hoy el Perú es un país muy grande y desarrollado, y que nuestros gobernantes han decidido volver a las épocas del Incario llenando nuestro país de autos chutos para reemplazar a las llamas.

Por último, me dijo: “Los grandes estadistas, como el mariscal Andrés de Santa Cruz, no se repiten y en este momento no tenemos una sola figura que pudiera compararse con el genial conductor, ni en el Perú ni tampoco en nuestro país. Además, yo no creo en los sueños, aunque me gusta interpretarlos”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.
 
___________________________________________________________________
Copyright © 2006 – 2011 by Alfonso Prudencio Claure